martes, 16 de abril de 2013

Qué espero de ti, cornudo

Ya que me has suplicado insistentemente que quieres verme follar con otro, que te haga cornudo, voy a explicarte detalladamente lo que espero de ti, mi querido marido. A partir de ahora serás un cornudo sumiso con todo lo que eso implica.

1º Tendrás que depilarme el culo para dejármelo bonito y que mi macho se excite al verlo y quiera follarme más. Cuanto mejor dejes mi culo más cornudo serás.

2º Tendrás que maquillarme y ponerme guapa para él, para que me disfrute, para que otro goce donde tú ya no vas a gozar porque jamás podrás follarme y a partir de ahora tu placer será ver que tú querida esposa lo tiene con otra polla, con otro macho, con un hombre de verdad que me llevará al éxtasis del placer.

Que me dará lo que tú jamás has podido darme porque contigo nunca he tenido un orgasmo y con mi amante los tengo seguidos. Me corro como una zorra, como una perra salida con su polla. La tuya no consigue ni excitarme. No eres un hombre de verdad y por fin lo has comprendido.

3º Por eso tendrás que vestirme con las ropas sexys que tú previamente habrás comprado, y pagado. Mi amante te dirá cómo quiere que yo vista, te dirá dónde venden la ropa y tú tendrás que ir a comprarla y pagarla. Te vas a dejar tu dinero en vestir a tu mujer para que otro la disfrute y la goce, la folle y la haga feliz. Tu querida esposa será el objeto del placer de otro. O de otros.

4º LLevarás un cinturón de castidad permanente cuya llave guardará mi amante porque él quiere tener garantías de que no follas conmigo. No hace falta porque jamás lo harás y eso depende de mi, pero como a él le excita tener en castidad al marido de la mujer que se folla, y usa, se la daré para que la tenga y la guarde. Él decidirá cuando te corres (una vez al mes) dependiendo de si has sido o no un buen marido cornudo.

5º Tendrás que asistir a tu puesta de cuernos en silencio y sin molestar. Siempre de rodillas o de pie. Como mi amante, el hombre que he elegido, es tu chófer y trabaja para ti, le darás tiempo libre para que venga a follarme casi todos los días.

6º Mientras follo con él y te hago cornudo, tendrás que darme las gracias por ello y suplicarle a él que me folle más duro y que te haga más cornudo.

7º  Una vez que se halla corrido (procuraré que muchas veces lo haga fuera), tendrás que limpiarme con la lengua su semen de mi culo o barriguita, sintiéndote orgulloso de poder hacerlo y dándole a él las gracias por haber dejado su semen de macho en el cuerpo de tu mujer.

8º Todavía no lo he decidido, pero la lista es larga.

5 comentarios :

Anónimo dijo...

Yo este tipo de cornudo que ayuda a su mujer a preparase para sus citas: le rasuro el ojete, la ayuda a elegir la ropa, le pongo los zapatos, le pinto las uñas... soy su mejor cornudo-amiga...

Anónimo dijo...

Yo tambien le ayudo a mi esposa a escojer su ropa cuando sale con su macho

Anónimo dijo...

Yo quiero un hombre asi donde lo consigo soy una mujer retenida x todos estos deceos

M. de un macho corneador dijo...

Quizás si dejas tu coreo podríamos conocernos.
Gracias

Ana sissy dijo...

Yo tambien ayudo a mi esposa aponerse guapa escojo la lenceria que se pone hago algun servicio con sus amantes e llegado a guiar su pene hasta la penetracion