viernes, 5 de abril de 2013

Su puta esposa le envía un beso

Su amada esposa le envía un beso. Un beso cariñoso y lleno de la leche de los machos que la follan para adiestrarla en su emputecimiento. Ha sido idea de ella porque no quiere que usted la olvide. "Haced el favor de enviársela pronto que quiero que sepa que sigo progresando y estoy cada día más puta, como los dos deseamos con locura. Sobre todo yo", nos ha dicho.

Porque es cierto. Fue ella la que se ofreció para emputecerse, la que preguntó en el centro, la que pidió presupuesto y la que consiguió convencerlo a usted para que nos la dejara por un tiempo a fin de afinar y perfeccionar su emputecimiento.

Por eso es ya experta en conseguir que varios machos se corran sobre sus tetas; esas tetas que le han dado de mamar a sus hijos y que ella ofrece encantada para que se corran sobre ellas. Dice que cuando vuelva, querrá que usted también las mame una vez que estén llenas de leche de otros machos.

Y ofrece sus manos, sus tetas y su coño (o su culo) para que se lo penetren y follen. No tiene comedimiento alguno y hemos de detenerla en sus deseos de ser la más puta de todas. 


Lo cierto es que tampoco es necesario que ella se esfuerce porque como usted bien sabe, su puta esposa está muy buena, tiene un buen culo, unas hermosas tetas y sabe como utilizar el coño para succionar pollas. De hecho consigue que los machos se corran abriendo y apretando su coño, sin necesidad de que ellos se muevan. Es una virtud que sólo tiene ella y que le está enseñando a las demás alumnas.
Y luego está, claro, su predisposición, su actitud (y aptitud), porque se siente realmente puta y eso se nota. Los machos lo notan y por eso con ella se excitan más. Es la única que devora la polla del macho una vez que éste se ha corrido sobre su cara y se restriega la polla como suplicando más y más. Como si tuviera pena porque ya no quede más semen y ella necesitara más aún.

Con todos estos datos suponemos que podrá usted hacerse una idea de los progresos en el emputecimiento de su amada esposa. Quedamos a su disposición por si quiere añadir alguna sugerencia.
Atentamente.

PD.- Nos hemos negado a la petición formal de su esposa para ser follada por un caballo. No está todavía preparada para ese menester, aunque ella lo suplique de rodillas. En cualquier caso esperamos sus noticias sobre este particular.

1 comentario :

Anónimo dijo...

Muchas gracias por el emputecimiento de mi esposa. Sí, es verdad, le encanta mamar rabo, tragarse la lefa, es su especialidad.